Leonardo da Vinci

Conoce la obra de Leonardo Da Vinci paseando por Milán

En este post hemos preparado una ruta para los amantes del Renacimiento Italiano y del mundo del arte, siguiendo los pasos de uno de los artistas más importantes de la historia: Leonardo Da Vinci.

Muchas de las joyas artísticas más importantes de Da Vinci están repartidas por los museos de todo Milan. En este post vamos a presentarte la ruta perfecta para no perderte nada del legado que dejo el artista en esta preciosa y elegante ciudad.

La historia de Leonardo Da Vinci

Leonardo nació el 15 de abril de 1452 en una localidad llamada Vinci en Florencia, de donde proviene su nombre. Fue pintor, arquitecto, anatomista, músico, ingeniero, inventor y literario entre otras cosas. En el año 1482 llegó a la ciudad de Milán y allí fue donde dejó algunos de sus trabajos más importantes como La Ultima Cena y el Códice Atlántico.

El artista trabajo en otras ciudad des importantes de Italia como Roma, Florencia y Venecia, pero Milán fue la ciudad donde más tiempo vivió, ya que encontró un lugar donde poder expresarse libremente. Su larga estancia en la ciudad también se debió a que el Duque Ludovico Sforza se convirtió en su mecenas y fueron muchos los trabajos que acabó haciendo para él.

Museos y obras

Castello Sforzesco

Este famoso castillo fue construido durante el siglo XIV y en su interior se encuentran algunos de los mejores museos de toda la ciudad. El duque de Sforza le otorgó popularidad a este castillo y consiguió reunir entre sus paredes a algunas de las personas y artistas más importantes e influyentes de todo Milan.

En este lugar fue donde se descubrieron algunos frescos de Leonardo Da Vinci que estaban ocultos bajo fuertes capas de yeso. En el interior de la Sala delle Asse podrás ver una de las obras más misteriosas de Da Vinci, relacionada con Galeazzo Maria Sforza, y el Codice Trivulziano, dedicado a la arquitectura de guerra y religiosa. En esta sala se encuentra la pintura al temple sobre yeso de Leonardo da Vinci, que data del año 1498. La sala esta abierta de 9:00 a 17:30h. todos los días menos los lunes.

La plaza del Castillo Sforzesco con una fuente justo delante de la entrada principal del castillo

La “Ultima Cena” en el Convento de Santa Maria delle Grazie

La gran obra de Leonardo Da Vinci se encuentra en un antiguo y humilde comedor dominico de la Iglesia Santa María delle Grazie. La Última Cena fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 1980 y es una pintura mural hecha al temple y óleo sobre pared de yeso seco. Esta técnica creada por Leonardo Da Vinci no ha conseguido conservar bien la obra a lo largo de los años, ya que se estima que solo el veinte por ciento de la obra original continua intacta.

La Última Cena, una de las obras icónicas del mundo del arte, tuvo una copia que fue realizada años después de que se terminara la obra original en el estudio del artista. Esta copia está hecha sobre lienzo y nos ofrece una clara visión de cómo era la obra antes de que el paso del tiempo fuera destruyéndola poco a poco. Incluso se cree que fue el propio Leonardo Da Vinci el que pintó esta copia que se encuentra actualmente en la abadía de Tongerlo en Bélgica.

El cuadro de La Ultima Cena de Leonardo da Vinci de frente

Pinacoteca Ambrosiana de Milán

En la Pinacoteca Ambrosiana de Milan entramos en la biblioteca y encontramos uno de los tesoros mejor guardados de Leonardo Da Vinci, el llamado Códice Atlántico. Este libro se creó tras su muerte y es una colección de 1.119 bocetos y manifiestos escritos por él.

En las 24 salas de las que dispone este enrome museo, se pueden admirar varias de las obras más representativas del mundo del arte como es por ejemplo el Retrato de un músico de Leonardo, La canasta de frutas de Caravaggio, la Adoración de los magos de Tiziano, la caricatura para la Escuela de Atenas de Rafael, la Virgen del pabellón de Sandro Botticelli y los famosos jarrones de flores de Jan Brueghel.

Obras pictóricas y escultura en el interior de la Pinacoteca di Brera

Museo Nacional de la Ciencia y Tecnología ‘Leonardo Da Vinci’

Este conocido museo se encuentra en el centro de Milan y está totalmente dedicado al maestro. Dentro podrás disfrutar de exposiciones permanentes como la “Galería de Leonardo” y algunas exposiciones temporales. Este museo abrió sus puertas en el año 1953 y actualmente cuenta con 50.000 metros cuadrados totalmente dedicados a sus exposiciones, actividades y recorridos educativos, laboratorios interactivos y hasta un submarino.

El patio del Museo Nacional de Ciencia y Tecnología con arcos de medio punto sostenidos por columnas

La Viña de Leonardo

Otra de las grandes pasiones de este maestro del renacimiento era el vino y la viticultura. En 1498 el duque de Milán, Ludovico el Moro le regalo a Leonardo Da Vinci un viñedo de Malvasía de Candia aromática, para agradecer al artista el gran trabajo que había hecho con La Última Cena. La Viña de Leonardo se encuentra en el interior de la Casa degli Atellani, un palacete del siglo XV que se encuentra justo frente a la iglesia de Santa María delle Grazie. Durante la segunda guerra mundial la viña fue bombardeada por los Aliados y reducida a cenizas. Hace unos años, un grupo de expertos se dedicaron a excavar estos terrenos para encontrar las raíces de aquel viñedo original y recuperarlo.

La viña volvió a abrirse con motivo de la Expo de Milan de 2015 y actualmente puede visitarse en la Casa degli Atellani. Con la entrada, la cual cuesta 10 euros e incluye audioguía, puedes conocer tanto el viñedo como el interior del palacete, que está decorado con un gran número de obras de arte, frescos y un amplio jardín lleno de estatuas neoclásicas. En su interior destaca la Sala de los Retratos, con frescos de 14 miembros de la dinastía Sforza y la Sala del Zodiaco, donde aparecen pintados en el techo los doce signos del horóscopo.

Arquitectura

Barrio de Navigli y sus canales

El famoso barrio de Navigli es donde se encuentran los dos únicos canales que no quedaron enterrados en la ciudad tras la reforma urbanística que diseñó Leonardo Da Vinci. Actualmente estos dos canales son como una pequeña Venecia en Milán, pero antiguamente la red fluvial de canales de la ciudad tenían un importante papel en la industrialización italiana. Durante 35 años se excavaron 90 kilómetros de canales y en el siglo XIV fue cuando Leonardo Da Vinci propuso mejorar las presas para convertir los canales en rutas de acceso al centro de Milan.

Duomo de Milán

En cuanto al conocido Duomo de Milán, cabe destacar que esta catedral gótica esta directamente relacionada con Leonardo Da Vinci, porque fue quien dibujó algunos bocetos para construir la torre de cruce con cúpula y algunos arcos posteriores del edificio, pero estos nunca pasaron a la fase de construcción.

La fachada principal de Duomo desde la Plaza del Duomo

Lugares de Da Vinci en Milán en el mapa

Actividades relacionadas

Contenido relacionado