Algunas funcionalidades de esta web requieren de JavaScript para su correcto funcionamiento.

10 razones por las que visitar Japón

razones-visitar-japon.jpg

1. Es el país extranjero más desarrollado

Esto no quiere decir que Japón sea el país más desarrollado (aunque algunos pueden argumentar que lo es), o que es el país más diferente (India seguramente será más impactante culturalmente), pero es la mejor combinación de ambos, desde la perspectiva de un occidental. La tradición y cultura son un contraste impactante para cualquier occidental y el nivel tecnológico del país no hará más que sorprenderte. Si deseas ver el mundo, lugares diferentes a tu hogar, pero buscas seguridad y confort extremos, baños limpios y taxistas confiables, entonces Japón es el lugar que debes visitar.

2. El sushi

Desde kaiseki hasta okonomiyaki, toda la comida japonesa es una aventura para tu paladar, pero el sushi encabeza las listas. Si eres un fanático del sushi en casa, te quedarás boquiabierto una vez llegues a los restaurantes japoneses con sus cintas transportadoras o camareros robóticos, incluso te van a sorprender los supermercados! Degustarás gran variedad de suhsi, nunca jamás te habías podido imaginar cuanto puedes llegar a comer. Y si no eres fanático del sushi, probablemente te conviertas en uno!

3. Las flores de cerezo

Vale la pena planificar un viaje para coincidir con la floración de los cerezos. No solo verás miles de delicadas flores rosadas que coronan los árboles por los que Japón es famoso, sino que también serás testigo de cómo los japoneses disfrutan de su flor nacional. Durante la temporada de los cerezos florecidos, grupos de amigos y familias se reúnen día y noche para picnics, fiestas, bebidas, bailes y música bajo estos bellos árboles.

4. Una mezcla armoniosa de lo viejo y lo nuevo

El árbol del cielo y el templo de Asakusa son dos hermosos ejemplos de cómo Japón continúa innovando mientras aprecia su historia. Su apreciación de lo viejo y lo nuevo parece ser una combinación perfecta de cosas bonitas simplemente amorosas y bien hechas. Hay innumerables ejemplos de esta apreciación en todo el país, nadie lo hace tan bien como Japón.

5. El Onsen

Incluso los japoneses viajarán a lo largo y ancho para experimentar un buen Onsen, una casa de baños públicos que utiliza agua termal. Estos baños termales de agua dulce serán el escenario de una experiencia nunca olvidarás. Este estilo tradicional de baño sigue siendo una práctica común en la actualidad.

6. Lo maravillosamente extraño

Mientras tanto, en Japón ... también encontrarás algunas de las cosas más locas y raras de las que nunca has oído hablar: cafés para gatos y restaurantes de robots, inodoros que tienen demasiadas funciones (qué son todos esos botones!?) Y anuncios de televisión que cuentan con plátanos voladores disparados desde la nariz de un hombre. No tendrás que buscar demasiado en Japón para encontrar algo que te haga reír o decir, ¿qué ...?

7. Tokio

Una de las ciudades más grandes del mundo es un espectáculo en sí misma. Simplemente viaja en los trenes, cruza las calles o admirarla desde uno de sus muchos rascacielos para gozar de su enorme magnitud.

8. Kyoto

La antigua capital de Japón es su corazón. Muchos de sus santuarios y templos históricos se salvaron de los bombardeos y los desastres durante la Segunda Guerra Mundial y ahora siguen siendo la colección más abundante de edificios tradicionales en todo Japón. Los jardines, la arquitectura y la cultura que experimentas en Kioto son incomparables.

9. Matsuri

El verano es Matsuri, o temporada de festivales, y también vale la pena planificar tu viaje para estas fechas. Matsuri ofrece deliciosa comida callejera, adolescentes vestidos de Yukata que se mueven en grupos de cientos y desfiles increíbles. El festival de Gion, en particular, es un espectáculo increíble: ¿en qué otro país verías a hombres de negocios internacionales (entre otros) desnudarse y desfilar por las calles llevando un santuario?

10. El pueblo japonés

En las ciudades abarrotadas de Japón, la gente mantiene una cultura que es extremamente considerada con los que los rodean (o de lo contrario, ¿cómo podrían vivir tan cerca?). Esta consideración se extiende al extranjero y hace que viajar a Japón sea una alegría. Los japoneses son encantadores de conocer, pasar el rato y hacerse amigos. Al final, es lo que hace que valga la pena visitar Japón.