Algunas funcionalidades de esta web requieren de JavaScript para su correcto funcionamiento.

El Camino de la Muerte

camino-de-la-muerte.jpg

¿Alguna vez has oído hablar del Camino de la Muerte en Bolivia? Suena bastante escalofriante, pero no te alarmes!

Actualmente, esta es una atracción turística muy concurrida por los ciclistas aventureros a través de excursiones organizadas. No te vamos a mentir, es conocido por su pasado profundamente tétrico.

Sigue leyendo para conocer un poco más sobre este lugar que reúne los más hermosos y dramáticos paisajes de América del Sur.

El camino más peligroso del mundo

Dónde está?

El Camino de la Muerte, también llamado el Antiguo Camino a Los Yungas, es una enigmática y peligrosa carretera de 80 kilómetros de extensión que conecta La Paz, capital de Bolivia, con la ciudad de Coroico perteneciente a la región amazónica de Yungas.

Por que recibe el nombre de Camino de la Muerte?

Su oscuro nombre es una consecuencia que data de su apertura al público. En la ruta se registraban grandes cantidades de accidentes fatales y, en un promedio anual, morían 300 personas que transitaban por este camino. Por eso, en 1995, el Banco Interamericano de Desarrollo lo bautizó como el “camino más peligroso del mundo”.

Construido por presos

Así es, durante la década de 1930, se creó este camino producto del conflicto bélico del siglo XX más importante de Sudamérica, la Guerra del Chaco entre Bolivia y Paraguay.

Entre ambas naciones se estableció un acuerdo: el ejército que resultara ganador usaría a los soldados de su contrincante a su antojo. El bando boliviano ganó el enfrentamiento y utilizaron al ejército paraguayo para construir esta peligrosa carretera en unas condiciones tremendamente deplorables.

Los lugareños cuentan que los siniestros ocurridos en este trayecto son consecuencia de una maldición hecha por los prisioneros paraguayos como venganza al ser capturados y esclavizados.

Más allá de creencias rurales, la carretera tiene este peligroso aspecto por su geografía serpenteante, fluctuaciones en la altitud y estar construida en una zona con múltiples acantilados de 600 metros. La ruta se caracteriza por tener un solo carril de unos 3 metros de ancho y ausencia de banderillas de protección "salvavidas" en ciertos tramos.

El camino de la muerte en bicicleta es una atracción turística segura?

Aunque en este momento estés pensando que las personas que quieran recorrer el Camino de la Muerte están locas, hoy en día se ha convertido en un trayecto muy seguro.

En 2009, el gobierno boliviano inauguró una carretera de acceso alterna con mejores características, lo que reduce la necesidad de viajar por el Camino de la Muerte de Bolivia y limita su acceso para bicicletas y vehículos centinelas.

Por tal motivo, el tránsito de los ciclistas actualmente es seguro, pues pueden disfrutar el recorrido sin tener que enfrentarse con camiones, buses y coches.

Si decides hacer el tour en bicicleta que nosotros recomendamos (cuesta unos 107€ o 127.34USD

), no te arrepentirás.

La primera parte de la ruta es asfaltada con clima frío hasta llegar a la población de Unduavi. Allí termina la carretera asfaltada y se da inicio al camino de tierra para apreciar la selva tropical boliviana.

Una panorámica increíble te acompañará durante toda la aventura junto con una gran variedad de flora y fauna con estruendosos ríos y cascadas como fondo.

¡Déjate llevar por la adrenalina y no dejes que el miedo te impida vivir esta maravillosa experiencia!

Algunos tours interesantes en el Camino de la Muerte